Insomnio y menopausia: relación, causas y trucos para superarlo

Menopausia sin insomnio, ¿es posible?

¿Estás sufriendo de insomnio en la menopausia? ¿No consigues dormir una noche del tirón o tu sueño es poco reparador? La relación entre insomnio y menopausia está ampliamente documentada y puede afectarnos de manera muy diferente a cada una de nosotras. En este artículo te ofrecemos algunos consejos sobre cómo dormir mejor durante la menopausia.

¿Por qué aparece el insomnio durante la menopausia?

La principal responsable de la relación entre insomnio y menopausia es la ausencia de estrógenos. Como consecuencia, aparecen los famosos sofocos, cambios repentinos en el estado de ánimo, osteoporosis y también insomnio.

Este tiene que ver con los cambios hormonales mencionados, pero también con cuestiones físicas y psicológicas. Es cierto que no se ha llegado a establecer la causa específica que provoca una falta de sueño en esta etapa, pero algunos factores tienen un papel clave en este hecho.

Durante la menopausia, es muy habitual padecer aumentos de la temperatura corporal repentinos que pueden provocarte una intensa sensación de malestar, además de excesiva sudoración. Cuando aparecen por la noche, alcanzar la tranquilidad necesaria para conciliar el sueño se vuelve complicado. Este síntoma puede incluso ocurrir una vez que ya estás dormida y, por supuesto, te despertará varias veces a lo largo de la noche.

Por otra parte, los sofocos suelen acompañarse de un aumento de los niveles de adrenalina, la hormona del estrés. Esto provoca que experimentes un exceso de energía y que te cueste más tiempo volver a dormirte.

Volviendo al estrógeno, se ha demostrado que ayuda a conciliar el sueño e incrementa las horas de descanso. Además, contribuye a regular la temperatura corporal durante la noche y juega un importante papel en el bienestar psicológico.

Otra de las sustancias implicadas en la conciliación del sueño y cuyos niveles en el organismo descienden con la edad es la melatonina, principal implicada en los ciclos de sueño y vigilia. El descenso en los niveles de esta hormona también se apunta como posible causa del insomnio en la menopausia.

¿Qué efectos tiene sobre la mujer no dormir bien?

Insomnio y menopausia: relación, causas y trucos para superarlo

Numerosos estudios han puesto de relieve que una gran parte de la población femenina en edad de menopausia tiene problemas para dormir bien, al menos dos noches por semana. Este es un dato preocupante, ya que la falta de sueño se traduce en un mayor riesgo de padecer ciertas enfermedades cardíacas, así como en una reducción de la esperanza de vida. Concretamente, la falta de sueño en mujeres de esta edad incrementa el riesgo de padecer las siguientes enfermedades:

  • Diabetes tipo 2: No dormir afecta a la tolerancia de la glucosa, pero, además, en las mujeres incrementa las probabilidades de tener niveles mucho más altos de insulina.
  • Obesidad: Dormir bien o mal es un factor determinante, también, para el peso. Las mujeres que sufren insomnio pueden tener más sobrepeso que los hombres en la misma situación.
  • Depresión: No es un secreto que la falta de un sueño reparador nos hace estar mucho más irascibles y tristes, con ideas negativas. Cuando esta situación se prolonga en el tiempo puede llegar a provocar una depresión en quien la padece.
  • Hipertensión: Los altos niveles de proteína C reactiva aparecen cuando se pierde el sueño, y esto está directamente relacionado con una tensión arterial alta y enfermedades del corazón.

Consejos para descansar mejor en la menopausia

Si estás padeciendo este desagradable problema durante tu menopausia y no sabes cómo ponerle remedio, aquí te ofrecemos algunos consejos que te ayudarán a mejorar tu descanso en esta etapa:

  • Establece un horario de sueño. Intenta acostarte y levantarte siempre a la misma hora.
  • Desarrolla algún tipo de rutina. Leer un libro, escuchar música o darte una ducha caliente antes de meterte en la cama te ayudarán a relajarte.
  • Un punto muy importante que debes tener en cuenta es evitar ver la televisión, el móvil o el PC en la habitación. Está demostrado que la luz que desprenden estos aparatos dificulta notablemente el descanso.

La importancia de la alimentación en esta etapa de la vida

La dieta que llevamos incide directamente en todos los aspectos de nuestra vida y, en el caso de la menopausia, cobra una especial relevancia. Para suplir las carencias que aparecen en esta etapa, debes incorporar los siguientes alimentos:

  • Fibra vegetal, que puedes encontrar en frutas, verduras y cereales integrales.
  • Las legumbres tienen una estructura que se parece a la de los estrógenos, por lo que te ayudarán a paliar los síntomas.
  • Calcio y vitamina D (yogur, leche, quesos o frutos secos).

Además de estos alimentos, puedes incluir en tu dieta ciertos complementos que te beneficiarán, gracias a su composición. En Eiralabs contamos con un Pack Relax con productos elaborados a base de ingredientes naturales y de calidad que te ayudarán a lograr un descanso reparador. Gracias a ellos lograrás desvincular insomnio y menopausia e incrementarás tu calidad de vida. ¡Sigue leyendo nuestro blog para encontrar más consejos de salud y belleza!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Carrito de compra
Ir arriba

Consigue 5€ de descuento

¡Inscríbete ya a nuestra Newsletter y consigue un  descuento de 5€ en tu próxima compra!